El término tiempo de inactividad es bien conocido en la industria manufacturera y esto trae consigo un impacto negativo para la organización y la pérdida de ingresos que en promedio de 1 hora de tiempo de inactividad puede significar más de $100,000.00. Vamos a ahondar ahora en lo que es el tiempo de inactividad, las causas y los costos asociados a él.

Tiempo de inactividad de fabricación 101

El primero y más importante aspecto de reducir el tiempo de inactividad en manufactura es determinar cuándo el equipo ha dejado de funcionar y cómo garantizar que la producción vuelva a funcionar lo antes posible.  Cualquier interrupción en la producción podría detectarse y registrarse en un sistema de administración de mantenimiento computarizada (CMMS), indicando que, por qué y cuántas veces el equipo falló mostrando que estos períodos provocan  pérdida de ingresos a la compañía.

El tiempo de inactividad podría ser planeado o no planificado, pero el segundo es mucho más probable y ocurre más a menudo que el primero. El tiempo de inactividad planificado son pausas programadas de producción, que se determinaron con anticipación por una razón específica, por ejemplo, el mantenimiento preventivo. El tiempo de inactividad no planificado es cuando no se planificó el paro de producción y algo imprevisto ha sucedido, por ejemplo, la máquina falló o no hay suficiente material para que una pieza de equipo continúe su proceso de producción.

¿Cómo superar problemas comunes que causan tiempo de inactividad? 

A pesar de que algunas causas comunes de tiempo de inactividad están a punto de ser enumeradas, es importante recordar que cada organización tendrá sus propios culpables de tiempo de inactividad ocurridos en su equipo. Esta es la razón por la cual tener un CMMS que le proporcione suficientes datos sobre diferentes departamentos/equipos de la organización y su rendimiento, puede facilitar su búsqueda para identificar problemas de tiempo de inactividad significativamente.

 

  1. Instrucciones de trabajo vagas

Si las instrucciones de trabajo de su personal son redactadas por alguien que no sea el  encargado del departamento de producción de ese personal, hay muchas posibilidades de que las instrucciones de trabajo que reciban no estén del todo claras, lo que a su vez hace que el equipo falle debido a un manejo inadecuado. Las instrucciones de trabajo deben ser redactadas por un gerente específico que trabaje en un departamento específico para un grupo específico de empleados. El uso de un CMMS permite a un gerente de área emitir notas y mensajes al personal de su departamento sobre las tareas que deben realizarse. Esto significa que no podrá haber confusión en cuanto a cuáles son las instrucciones de trabajo de los empleados para el día.

 

  1.     Falla Humana

Los humanos y las máquinas tienen una diferencia crítica: la capacidad de cometer errores. Sus empleados, por desgracia, a veces podrían cometer errores o capturar datos incorrectos al terminar el trabajo de mantenimiento. Usted tiene que asegurarse de que sus empleados reciben la capacitación y las herramientas correctas; esto ayudará a reducir el error humano al identificar y capturar las causas de tiempo de inactividad.

Utilizando un CMMS, sus empleados podrán no sólo ver qué trabajo de mantenimiento se debe realizar y con qué materiales, sino también dar a la administración una visión general del historial de equipos y sus reparaciones para controlar sus costos de mantenimiento.

 

  1. Mantenimiento ineficiente del equipo

Una pieza vital del equipo puede ocasionar una gran cantidad de trabajo de mantenimiento y costosas piezas de repuesto si no se administra correctamente.  Si un equipo se repara constantemente en lugar de reemplazarlo, podría terminar siendo más costoso para su producción y operación en general.

¿La solución? Registro y reporte del ciclo de vida del equipo. Conocer que tanto mantenimiento preventivo se realiza en comparación con el mantenimiento de falla en un periodo determinado, que incluya el costo de la mano de obra y las piezas consumidas, permitirá a la administración tomar decisiones informadas con respecto al mantenimiento y reemplazo del equipo.  Sistemas CMMS robustos como Proteus MMX ofrecen análisis de KPIs y un recurso de Libro Mayor de Maquina para apoyar este esfuerzo.

 

Reducción de los costos de tiempo de inactividad

El tiempo de inactividad tiene costos directos e indirectos y, desafortunadamente, estos costos son de gran alcance.

 

1.Tiempo de inactividad planeado

Esta es la forma más obvia de reducir el costo del tiempo de inactividad. Cuando las máquinas dejan de funcionar, los productos no se producen. Por ejemplo, si su organización normalmente produce 600 unidades en una hora, y cada unidad le garantiza un beneficio de $50.00, un paro de una hora no planeado en la producción podría costarle a su organización $10 000.00. Con un tiempo de inactividad planificado un CMMS se puede utilizar para disminuir la pérdida de producción garantizando al mismo tiempo el mantenimiento y las reparaciones necesarias.

 

2. Mano de obra innecesaria

Una frase bien conocida, “el tiempo es dinero” no podría ser más apropiada bajo esta categoría. Si los empleados no están completando el mantenimiento oportuno necesario para garantizar la operación óptima del equipo generalmente ocurren dos cosas:

  • Tiempo de inactividad del equipo
  • Costos de mano de obra innecesarios

La alternativa es que utilice proveedores y/o sus empleados para tareas de mano de obra específicas. Un CMMS, como Proteus MMX, le apoya para crear programas de trabajo y tareas que le permitirán elaborar un plan integral que explique cuándo los empleados/contratistas deben participar y en qué actividades.

 

3. Administración de Inventarios

El equipo de mantenimiento debe tener el inventario de mantenimiento necesario disponible para garantizar la máxima salida de su producción.  No satisfacer las demandas de los clientes debido a las pequeñas piezas que faltan es en general costoso para la organización.

Un CMMS es una gran herramienta para apoyar la administración de inventarios, ya que puede indicarle dónde se guarda cada activo y cuántos están disponibles. Al tener estos datos, un administrador de mantenimiento puede realizar un seguimiento del inventario y asegurarse de que no se agote prematuramente. Si hubiera una falta de inventario en una instalación, el uso de CMMS multialmacenes permitiría una transferencia rápida dentro de la organización, garantizando un alto tiempo de respuesta y ahorro en costos.

Un CMMS le ayudará a administrar el tiempo de inactividad eliminando o identificando las causas del mismo, lo que a su vez reducirá los costos no deseados acompañados de tiempo de inactividad.

Para conocer cómo Proteus MMX puede ayudarle con las tareas de mantenimiento póngase en contacto con un agente de ventas de Eagle Technology ​al +1-262-241-3845, envíenos un correo electrónico o programe una demostración para obtener más información sobre las funciones completas del software.